Semana Santa en Alcalá de Henares

Madrid

De Interés Turístico Nacional

Cada año, Alcalá de Henares celebra la Semana Santa, un evento que recuerda los momentos de la pasión, muerte y resurrección de Jesucristo, desde el Domingo de Ramos hasta el Domingo de Resurrección. Este acto de fe católica es organizado por diversas hermandades y cofradías, algunas de las cuales tienen una larga trayectoria que se remonta a varios siglos atrás.

Historia

Las celebraciones de la Semana Santa en Alcalá de Henares, que incluyen procesiones públicas, tienen una larga historia que se remonta al siglo XVII. Sin embargo, hubo dos periodos críticos, la Guerra de la Independencia y la Guerra Civil, que interrumpieron temporalmente estas tradiciones y resultaron en la desaparición de la mayoría de las cofradías penitenciales y sus archivos. A finales del siglo XX, estas tradiciones experimentaron un renacimiento significativo, con un aumento en el número de hermandades, pasos procesionales, cofrades (alrededor de 4.000) y visitantes atraídos por este evento religioso.

Las festividades comenzaron en 1404 con celebraciones en los templos, específicamente procesiones dentro de las parroquias de San Justo y Santa María la Mayor. A mediados del siglo XV, con la llegada de la Orden Franciscana a Alcalá, comenzaron los desfiles de disciplinantes, que duraron hasta el siglo XVIII. Durante este tiempo, también se formó la primera hermandad de pasión: la cofradía de la Vera Cruz, que desapareció durante la Guerra de la Independencia.

El primer desfile procesional fuera de los muros de la ciudad durante la Semana Santa tuvo lugar en 1565, con la participación de la cofradía de Nuestra Señora de las Angustias. A partir de mediados del siglo XVII, las procesiones solemnes del Viernes Santo se convirtieron en una tradición regular, con las imágenes de las cofradías penitenciales llevadas en andas. Estas procesiones solían estar encabezadas por la cofradía del Santo Sepulcro, seguida por la de la Virgen de la Soledad, el Cristo Yacente y el Cristo de la Cruz a cuestas. A partir de 1611, la “Procesión de la Disciplina” con la Virgen de las Angustias se celebra en la tarde del Jueves Santo, y se han añadido nuevos pasos: el Cristo de la Misericordia, el Descendimiento, el Cristo de la Columna y el Cristo de la Esperanza.

En 1662, se fundó la cofradía del Cristo de la Agonía, que realizaba una procesión en la madrugada del Viernes Santo, llevando la imagen de Jesús Crucificado, una talla atribuida a Pedro de Mena. A partir de 1773, se añadió el Cristo de los Doctrinos a la procesión. Sin embargo, desde 1791, el Cristo de la Agonía comenzó a procesionar el Miércoles Santo.

Durante la Guerra de la Independencia en 1808, se ordenó el cierre de la mayoría de los conventos religiosos, lo que tuvo un impacto significativo en las procesiones. Las cofradías del Santo Sepulcro y la Vera Cruz desaparecieron, mientras que las de los Doctrinos y la Soledad suspendieron sus actividades hasta que la guerra terminó. En 1843, se restableció la cofradía del Cristo de la Agonía y en 1858, la de Nuestra Señora de los Dolores. Las procesiones de Semana Santa se reanudaron regularmente a partir de 1861, pero se suspendieron nuevamente en 1895.

Las procesiones se recuperaron en 1917 y continuaron hasta 1931, cuando se limitaron a los interiores de las iglesias. La Guerra Civil resultó en la destrucción de la mayoría de las imágenes procesionales, con la excepción del Cristo de los Doctrinos y el Cristo Yacente. En 1940, se realizó un Vía Crucis penitencial sin imágenes, y desde 1941, las procesiones con pasos volvieron a celebrarse en la vía pública. A partir de 1963, se organizó una procesión oficial o “general” (que duró hasta 2011), en la que todas las cofradías penitenciales estaban obligadas a participar. Esto llevó a la supresión gradual de los desfiles organizados por las hermandades, excepto la del Cristo de la Agonía.

Desde 1983, se ha estado trabajando en la recuperación gradual de la Semana Santa de Alcalá de Henares, tal como está organizada hoy en día. A partir de 1988, la celebración ha contado con el apoyo del Ayuntamiento, que edita un programa y un cartel alusivo, y facilita su desarrollo y prestigio.

Fiesta de Interés Turístico Nacional

El 1 de abril de 2004, la Semana Santa de Alcalá de Henares recibió el reconocimiento de Fiesta de Interés Turístico Regional por parte del Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid. Posteriormente, el 24 de junio de 2019, el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo la elevó a la categoría de Fiesta de Interés Turístico Nacional. Además, la Concejalía de Turismo del Ayuntamiento ha implementado la “Ruta de las Procesiones”, que consiste en visitas guiadas a las iglesias y conventos desde donde parten las procesiones. Durante estas visitas, se proporciona información sobre la historia y los monumentos relacionados con estas tradiciones.

Cofradías

En Alcalá de Henares, las procesiones están organizadas por diez hermandades o cofradías de penitencia. Entre ellas, se encuentran algunas históricas, como la del Cristo Universitario de los Doctrinos, cuyos miembros visten al estilo de los estudiantes del Siglo de Oro. El Viernes Santo en Alcalá cuenta con una de las cofradías más antiguas de la Comunidad de Madrid, la Hermandad de María Santísima de la Soledad Coronada, que fue fundada en 1508 y es la primera imagen de la Virgen que fue coronada canónicamente en Alcalá. Desde finales del siglo XX, la Semana Santa en Alcalá ha experimentado un renacimiento gracias a la fundación de nuevas hermandades, como la de la Resurrección en 2012 y la de Jesús Despojado en 2016. Estas asociaciones religiosas están coordinadas por la Junta de Cofradías Penitenciales, que tiene su sede en el callejón de Santa María, 1.

Además, hay ocho cofradías de gloria en Alcalá. Estas hermandades promueven el culto a una advocación mariana o a un santo. Entre ellas, destaca la Cofradía de la Virgen del Val, que fue fundada en 1645 y está dedicada a la patrona de la ciudad, la Virgen del Val, que se venera en una ermita cerca del río Henares.

Gastronomía

La tradición repostera de Alcalá de Henares se basa en los dulces típicos de los conventos, que incluyen delicias como las almendras garrapiñadas, las migas con chocolate, las tejas, las rosquillas de Alcalá y el hornazo. Durante la Semana Santa, además de las clásicas torrijas, Alcalá es famosa por sus “penitentes”, que son dulces de chocolate y almendra con forma de capirote.

Logo Kuoni Tumlare

Patrocina el tiempo en Alcalá de Henares

Organiza hoy tus vacaciones, incentivos, eventos, congresos y convenciones con nuestro asesoramiento personalizado.

Hermandades de Alcalá de Henares

Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid
Fondo portada
Alcalá de Henares
Madrid

Cartelería de Alcalá de Henares

Noticias de Alcalá de Henares

Semana Santa en España